Consultoría y Formación en Marketing Dental

Estrategias, recursos, actualidad... Suscríbete para no perderte nada!

Tus datos están a salvo. Consulta nuestra política de privacidad.
B&H_Cómo aumentar la motivación de tu equipo en la clínica_

7 formas efectivas de aumentar la motivación de tu equipo

5 Flares 5 Flares ×

 

Estoy completamente convencida de que más de una vez te has preguntado cómo aumentar la motivación de tu equipo en la clínica.

Es más, en momentos de alta tensión, de conflictos internos o después de vivir alguna decepción, inclusive, te habrás preguntado, ¿y quién me motiva a mí?

La automotivación es uno de los pilares de la inteligencia emocional y una habilidad imprescindible para ser un buen líder.

Sin duda, es un tema tan relevante como extenso, por lo que le dedicaremos el espacio que se merece en próximas publicaciones.

Pero hoy vamos a centrarnos en ellos: en tu personal y en tus colaboradores externos.

Lo primero puede parecerte algo obvio, pero es esencial: la clave del éxito es el trabajo en EQUIPO.

Cualquier persona que ha trabajado de esta manera puede reconocer la verdad tras esta afirmación.

La mayoría de las profesiones y trabajos requieren de las 5Cs (Colaboración, Comunicación, Cooperación, Cohesión y Compromiso) de varias personas para su ejecución.

La odontología NO es la excepción.

Por ello, debes hacer todo lo posible por mantener un alto nivel de motivación en la clínica.

La Odontología es una profesión relacional en la que necesitas mantener interacción constante con todo tipo de personas.

La relación con tus pacientes es vital para el crecimiento y el éxito de tu clínica.

Pero no sólo la que tú entables con ellos, sino la que tu equipo genere con cada uno de tus pacientes.

Antes, durante y después de interactuar contigo, tus pacientes deben relacionarse con otros miembros del equipo: la higienista, la recepcionista, la auxiliar, así como con profesionales de otras especialidades.

Todos ellos influyen en su toma de decisión, y es que una clínica se asemeja al cuerpo humano.

Cada integrante es un órgano del cuerpo y, si uno falla, aunque los demás estén en perfectas condiciones, éste no funcionará bien.

Esto es algo que tus pacientes tienen muy claro.  

Por lo que, si hay problemas con tu equipo, esto se verá reflejado en una menor facturación.

Vamos a ver cómo mejorar la inter relación entre las personas que forman tu equipo de trabajo y su relación con los pacientes de la clínica.

 

7 formas eficaces de aumentar la motivación de tu equipo

La motivación es lo que garantiza que tu equipo de trabajo funcione de forma eficaz, con profesionalidad y dedicación a cada tarea que le compete.

¿Sabías que hay estudios que demuestran que en las empresas donde los empleados tienen más estímulos laborales, enfocados al desarrollo individual de cada uno, hay un mejor rendimiento?

Pues así es.

Esto se debe a que un equipo motivado se esmera en su labor diaria.

Cuando esto ocurre, el paciente obtiene la mejor atención, lo que hará que prefiera tus servicios y los recomiende, antes que a otras clínicas odontológicas.

Para aumentar la motivación en la clínica dental es importante que tu equipo de trabajo tenga recompensas externas, como un buen salario, e internas que generen un sentimiento positivo al realizar cada acción.

De esta manera, cada individuo dentro de la clínica se sentirá satisfecho y transmitirá esa confianza y seguridad a tus pacientes.

Esto se traducirá en un incremento en la aceptación de tus presupuestos, aumentando así la facturación.

Existen varios principios que puedes aplicar en tus relaciones diarias con tu equipo para influir de manera positiva y conseguir que se sientan motivados.

Ofrecer los estímulos adecuados, por ejemplo, te permitirá lograr cambios significativos en el clima laboral.

Veamos cómo puedes hacerlo:

 

1. Empatiza con las aspiraciones laborales de tu equipo.

Entender el contexto en el que se desenvuelven y cuáles son sus aspiraciones personales es necesario para poder ofrecer los estímulos adecuados.

Si las personas de tu equipo consideran que en su ámbito laboral no hay oportunidades de crecimiento o desarrollo, su motivación se verá afectada y disminuirá.

Tu clínica debe ser un espacio en el que tu equipo sienta que tiene un aprendizaje activo.

Para ello las motivaciones externas son las ideales, ya sea a través de bonos por productividad, paquetes salariales competitivos o talleres de formación.

 

2. Enfatiza los valores de tu marca.

Si tienes establecidos los valores y principios que rigen tu marca, es ideal que destaques su importancia.

Evita que parezcan simples palabras en papel.

Dales la importancia que merecen y haz que todos en la clínica dental se sientan identificados con los valores de tu marca.

Enfatizar cómo esos valores representan tu clínica generará mejores resultados en la calidad del servicio.

Para lograr esto, debes resaltar el valor del equipo, haciendo sentir a cada integrante como un representante de la marca.

De hecho, cada persona de tu equipo es (o debe ser) un embajador de tu marca.

 

3. Reconoce el valor de su trabajo.

Una parte fundamental del proceso para obtener motivación es la autoestima.

Si hay miembros de tu equipo que sienten que su trabajo no genera valor, o que son fácilmente sustituibles, eso se verá reflejado en su desempeño.

Un trato amable, equitativo y de reconocimiento por la labor realizada, entre los diferentes perfiles de tu equipo, te proporcionará el ambiente adecuado para esto.

 

4. Promueve la comunicación asertiva.

La comunicación es la base para establecer buenas relaciones.

Una comunicación efectiva ayuda a evitar situaciones desagradables entre los miembros del equipo.

Cuanto mejor sea el ambiente o clima laboral, menos probabilidades habrá de que alguna de las personas del equipo afecten negativamente a la clínica.

 

5. Mantén la profesionalidad entre los miembros del equipo.

¿Qué tiene que ver esto con la motivación?

Mucho más de lo que puede parecer.

Es común que, entre compañeros de trabajo, al estar en contacto con tanta frecuencia, se establezcan relaciones cercanas.

Esto en sí, no es problemático.

Los problemas comienzan cuando hay una pérdida de la profesionalidad que puede llevar las situaciones personales al área de trabajo.

De hecho, muchas de las situaciones de acoso laboral se generan por esta razón.

Subgrupos de compañeros de trabajo que, al ser cercanos, excluyen a los nuevos o no pertenecientes a su círculo.

La falta de profesionalidad pueden afectar a la motivación de algunos empleados, llegando incluso a la dimisión.

De ahí la importancia de mantener el respeto profesional dentro del ambiente laboral.

 

6. Establece objetivos SMART de trabajo.

Las personas se sienten más motivados a cumplir sus tareas cuando son conscientes del objetivo que se quiere alcanzar con la ejecución de cada una de ellas.

Fijar metas en equipo crea una experiencia de comunidad que, a su vez, ayuda a fortalecer los lazos laborales.

Si se tienen objetivos y metas fijas que se puedan cuantificar, no solo ayudará a tu equipo a enfocarse en alcanzarlas, sino que te permitirá a la vez evaluar el resultado de las prácticas que implementes con los pacientes y el equipo.

Para que un objetivo sea SMART, ha de ser específico, medible, alcanzable, realista y acotado en el tiempo.

 

7. Beneficios adicionales.

Muchas de las empresas más exitosas generan beneficios extras a sus trabajadores, como horarios flexibles y apoyo en su desarrollo profesional.

Son conscientes de que para alcanzar las metas de crecimiento financiero todo debe funcionar en óptimas condiciones.

Y esto sólo es posible si todos tienen un buen rendimiento.

Actualmente la depresión, problemas de estrés y la ansiedad han aumentado exponencialmente en los ambientes laborales.

Por eso, voy a hablarte de un concepto que tal vez desconozcas, pero que es sumamente relevante a la hora de brindar esos beneficios adicionales a tu equipo.

 

¿Has oído hablar del salario emocional? Un auténtico “must” en las empresas de élite.

Una de las asignaturas pendientes de los departamentos de RRHH es la satisfacción y la motivación de los empleados.

Sin motivación, no podrás retener el talento en tu clínica y las personas de tu equipo acabarán renunciando a su trabajo.

Pero, ¿todo es cuestión de dinero?

Es muy habitual asociar la motivación con un buen salario y, si bien es cierto que el trabajo debe ser recompensando con un salario digno y adecuado a las funciones y responsabilidades que cada profesional asume, existen otros aspectos que impactan en esa motivación.

Existe otro tipo compensaciones que complementan a la económica y que, en muchas ocasiones, pueden ofrecer más satisfacción al empleado.

¿De qué estamos hablando?

Del denominado salario emocional.

El salario emocional se refiere a “todas aquellas retribuciones no económicas que el trabajador puede obtener de la empresa y cuyo objetivo es incentivar de forma positiva la imagen que tiene sobre su ambiente laboral e incrementar su productividad, así como satisfacer las necesidades personales, familiares o profesionales que manifiesta, mejorando su calidad de vida y fomentando un buen clima organizacional“.

Es decir, el salario emocional es la suma de todos los incentivos NO económicos que ofrece una empresa para mejorar la motivación y el compromiso de sus empleados.

A diferencia del salario económico, que es fácilmente cuantificable, el salario emocional que una empresa ofrece es más difícil de determinar.

Aunque el salario emocional es un concepto relativamente nuevo, se lleva aplicando mucho tiempo.

Las empresas que buscan atraer al mejor talento ya no sólo pueden competir con grandes salarios económicos, necesitan darle algo más a sus potenciales trabajadores.

En hubs tecnológicos como San Francisco (Silicon Valley) donde muchos perfiles escasean debido a la gran demanda de las empresas, comenzó a popularizarse el concepto de salario emocional.

Las empresas se dieron cuenta de que era más efectivo ofrecer a los candidatos una mayor calidad de vida laboral que un mayor salario.

Las nuevas generaciones (los millennials por ejemplo), ya no tienen suficiente con el salario económico.

Necesitan ser recompensados con otro tipo de retribución que les ayude a conciliar la vida profesional y familiar.

Por eso, las empresas que se han situado a la vanguardia de la gestión del talento y del cuidado de su capital humano, ofreciendo a sus empleados un salario emocional, son las empresas preferidas por las nuevas generaciones y se han convertido en las “best places to work”.

Por tanto, un buen salario significa mucho más que el dinero.

Un buen salario demuestra que tu clínica sabe valorar a su equipo.

Sí, muchos necesitan el dinero en su cuenta a fin de mes, pero existen otras formas de compensación que debes considerar antes de hacerle a tus empleados una nueva oferta.

 

Beneficios del salario emocional.

A pesar de que la atracción y retención de talento es uno de los principales beneficios de esta práctica, diversos estudios apuntan a que es una herramienta muy eficaz para reducir el absentismo laboral y obtener un compromiso mayor de los empleados. 

Cuando un empleado se siente feliz en una empresa (cumple con sus expectativas profesionales y personales), es menos probable que la abandone por un salario mayor.

Los empleados tienden a percibir positivamente todos los “extras “que la empresa facilita para aumentar la motivación del equipo, y lo compensan en forma de esfuerzo y compromiso.

También es importante destacar que el salario emocional suele tener costes inferiores al del salario económico.

La percepción positiva que el trabajador tiene por euro invertido en salario emocional es superior a la del salario económico.

Hay que tener en cuenta, además, que muchas acciones para mejorar la motivación y felicidad de los empleados no tienen ningún coste económico para la empresa.

 

15 Ejemplos de salario emocional para aplicar en tu clínica.

Ahora que ya sabes qué es el salario emocional y cuáles son sus beneficios, vamos a ver algunos ejemplos que te ayudarán a concretar este tema.

En base a estas opciones puedes llegar a definir tu propio plan de salario emocional para tu equipo.

De todos estos ejemplos pueden surgirte nuevas ideas o incluso variaciones más adaptadas a las necesidades y objetivos de tu clínica.

 

1. Crea un plan de desarrollo profesional.

Uno de los principales motivos por los que las personas buscan cambiar de empleo es la sensación de estancamiento profesional.

Cuando las personas de tu equipo sienten que no están aprendiendo nada nuevo, que no se enfrentan a nuevos retos profesionales o que no tienen una vía para seguir creciendo: se desmotivan.

Una nueva forma de mejorar el salario emocional que ofrece tu empresa es crear un plan de desarrollo profesional.

Por ejemplo, puedes ofrecer una bolsa de fondos dedicados a la formación, o a pagar la asistencia a eventos y congresos.

Este plan también genera un beneficio directo para la empresa, porque cuanto mejores sean los conocimientos y habilidades de tu equipo, mejores serán sus resultados.

 

2. Facilita el desarrollo personal.

Una acción complementaria a la anterior, es facilitar capacitación y formación que no esté directamente relacionada con el trabajo diario como idiomas, talleres literarios o artísticos, un curso de autoestima, de finanzas personales o de cualquier otro tipo.

Son aspectos que el trabajador considera necesarios para su desarrollo como perona.

En determinadas ocasiones, ofrecer sesiones de coaching también puede ser una buena opción.

 

3. Proporciona aportaciones sociales.

Aunque tengan un componente económico, algunos de los beneficios sociales que puedas ofrecer también generarán un impacto emocional.

Un seguro médico privado transmitirá la sensación de que te preocupas por la salud de tu equipo, y está íntimamente ligado con el tipo de actividad que ejerces.

Una ayuda para la educación de los hijos será recordada durante años.

¿Otras opciones?

Planes de jubilación, abono de transporte, dietas…

Piensa en lo que puedes hacer por tu equipo o sus familias, y llega a su corazón.

 

4. Ofrece asesorías gratuitas.

Si en tu empresa dispones de asesoría legal o fiscal, o bien asistencia psicológica (si colaboras con profesionales de estos ramos), ofrece a tus empleados este tipo de servicios o un precio especial en ellos.

Puede ser de agradecer en determinados momentos, a veces críticos, en la vida de las personas de tu equipo.

Una opción interesante es recurrir a profesionales que son pacientes de la clínica, y con los que tienes un trato cordial y de confianza.

 

5. Asigna días libres.

Además de las vacaciones y días festivos, existen momentos clave en la vida de las personas de tu equipo, en las que agradecerán disponer de tiempo para atender sus asuntos.

Uno de esos momentos es, por ejemplo, el fallecimiento de un familiar cercano.

Otro más alegre es el nacimiento de un hijo.

Puedes prolongar los permisos de paternidad o maternidad, o facilitar jornadas flexibles o reducidas.

También puedes ofrecerles un día libre para celebrar su cumpleaños o los cumpleaños de sus hijos.

 

6. Crea un lugar de trabajo agradable.

Un espacio para el esparcimiento con su nevera, cafetera, microondas, fruta fresca, algunos sillones, etc., es un desahogo muy útil para descansar y recargar las pilas.

Las instalaciones deben ser espaciosas y estar impecablemente limpias, con muebles cómodos y funcionales.

También hay pequeños detalles que ayudan en la rutina diaria.

Por ejemplo, ofrecer desayunos o zumos naturales por cuenta de la empresa hace que tu equipo disfrute de estar en la clínica.

Además, un espacio de trabajo donde los empleados tengan todas el equipamiento e instrumentos para realizar su trabajo de la mejor manera es clave para motivarlos.

 

7. Programa jornadas lúdicas.

Programar algún evento lúdico puede ser muy divertido y contribuye a unir lazos.

El equipo profesional debe aspirar a convertirse en la segunda familia de cada persona y para ello es necesario establecer acciones que incentiven las relaciones personales.

Busca actividades que realmente motiven a tu equipo para que su predisposición a hacerlas sea mayor.

Hay miles de opciones: una comida en un sitio especial, una cata de vinos, un día en un spa, una jornada de paintball, una visita a un escape room, etc.

Celebrar que los objetivos se consiguen es primordial para mantener al equipo motivado.

 

8. Apuesta por la vida sana.

La salud es otro factor muy importante para conseguir la felicidad del equipo, y el deporte no sólo es una forma de mejorar la salud sino también de despejar la mente y evitar el estrés.

Dependiendo del espacio que tengas en tu clínica puedes montar un pequeño gimnasio u ofrecer duchas para que el equipo pueda acudir al trabajo en bicicleta.

También hay clínicas que ofrecen servicio de fisioterapia de forma recurrente a sus empleados (ideal teniendo en cuenta que pasan muchas horas sentados), o consultas que facilitan la alimentación saludable.

Un empleado saludable es un empleado feliz.

Por ese motivo, trata de fomentar un estilo de vida activo en tu empresa.

 

9. Negocia ventajas en comercios de la zona.

Puedes negociar precios o tarifas especiales para tu equipo en una selección de comercios o de profesionales de servicios de tu zona.

Tal y como te comentaba antes, recurrir a pacientes de la clínica es una buena opción.

 

10. Ofrece reconocimiento personal.

Probablemente sea el salario emocional más fácil de ofrecer y uno de los que mejores efectos conseguirán.

Reconocer el trabajo bien hecho y ofrecer una palabra agradable a tiempo puede tener un efecto casi milagroso.

Palabras tan sencillas como “gracias”, “enhorabuena”, “bien hecho”, “buen trabajo” o “confío en ti”, son parte de un salario emocional que compensa y satisface en ocasiones mucho más que cualquier retribución económica.

No escatimes los elogios y comprueba el efecto positivo que logras con ellos.

 

11. Facilita la flexibilidad horaria.

Muchos empleados valoran que sus empresas les den la flexibilidad horaria para atender asuntos personales o para adaptarse mejor a las responsabilidades familiares.

En el caso de una clínica dental, esta opción puede ser algo más complicada porque se trata de un trabajo asistencial.

Pero hay opciones si tienes un equipo que supee las 8 o 10 personas.

La flexibilidad horaria mejora la conciliación familiar de los empleados y, no sólo eso, también mejora su productividad.

Está demostrado que cada persona tiene un biorritmo diferente y mientras que unos trabajan mejor por las mañanas, otros lo hacen mejor por las tardes.

Flexibilizar la horas de entrada y salida también puede suponer un beneficio diario muy de agradecer y, además, reduce las tasas de absentismo laboral.

 

12. Plantea el trabajo en remoto (si es posible).

Poder trabajar desde casa de forma puntual o incluso de manera constante es algo que cada día valoran más los empleados.

En primer lugar porque mejora la conciliación familiar y en segundo lugar porque evita el desplazamiento al trabajo con todo lo que ello conlleva (atascos, gastos, estrés…).

Gracias a la tecnología, el teletrabajo es cada vez más viable.

En el caso de tu clínica, los puestos admnistrativos, comerciales e, incluso, de dirección, pueden realizar parte de su trabajo en modalidad de teletrabajo.

 

13. Ofrece un servicio de guardería.

Está claro que no puedes instalar un jardín de infancia en tu clínica, pero puedes establecer un acuerdo con la guardería de tu zona y ofrecer un descuento a tu equipo.

De esa forma, tendrán la tranquilidad de que su hijo/a estará cerca del trabajo y bien cuidado/a.

 

14. Promueve actividades de voluntariado.

Promueve actividades en organizaciones con las que os sintáis especialmente sensibilizados y comprometidos, y ofrece X horas libres al mes para que los empleados realicen dichas tareas.

 

15. Tratamientos dentales con tarifa especial para familiares.

Hábitos saludables, alimentación saludable y dientes sanos, ¡cómo no!

Ofrece a tu equipo condiciones especiales para sus tratamientos dentales, así como para sus familiares y personas referenciadas por ellos.

Establece diferentes rangos, dependiendo de si se trata de un tratamiento para ellos mismos, si hay costes de laboratorio asociados, o si interviene algún especialista.

 

Recuerda que NO todo es dinero y utiliza el salario emocional para motivar a tu equipo la próxima vez que negocies sus condiciones salariales.

¿Cómo encontrar las opciones más relevantes para ellos?

Basta con preguntar.

Si comprendes cuáles son las necesidades y preocupaciones de tu equipo, podrás buscar las soluciones que les ayuden a cubrirlas, mejoren su felicidad y con ello su compromiso con la clínica.

Recuerda que tomarte un tiempo para identificar si hay problemas de clima laboral en tu clínica y aumentar la motivación es una de las mejores inversiones que puedes hacer.

Ahora cuéntame, ¿qué acciones estás poniendo en práctica ya? Te leo en los comentarios :)

 

 
Ros Megías

0 Comentarios

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Antes de enviar el comentario, debe haber leido el aviso legal y nuestra política de privacidad.
5 Flares Facebook 0 Twitter 0 Buffer 5 LinkedIn 0 Google+ 0 Email -- 5 Flares ×